Haz clic aquí:

Restaurant La Vuelta

Las dos veces que hemos ido ha sido casi “por casualidad” y, a diferencia de los comentarios que pude leer en Foursquare, nuestra experiencia ahí ha sido buena. En ambas ocasiones hemos pedido lo que la pizarra apoyada en el piso ofrecía y hemos quedado satisfechos (no sólo en el sentido de la comida, cabe decir). La atención no ha sido lenta, ni mala.

Para que recomendemos un restaurant, hay factores importantes, como el precio, y aquí no ha sido problema eso. El menú del día normalmente ha rondado por las 3 lucas; incluyendo:

  • Un platito de ensalada (diminutivo con énfasis).
  • Plato de fondo (esta parte es como la más importante, ¿no? Porque de esto hay fotos).
  • Bebida (siempre se me acaba antes de terminar de comer).
  • Postrecito (diminutivo por ternura).

 Lo comido

La primera vez fue más exótico el plato, además que elegimos comer lo mismo (con la única variación del elemento picante).

Por mi parte, nunca había comido ceviche en un plato tan grande, para mí siempre fue un platito antes de alguna comida o algo así, como pa’ picar; pero aquí no era de esos.

Como ingredientes más ajenos a lo normal que he comido, encontré en este plato:

  • Plátano frito.
  • Choclo tostado.
  • Camote

Además del ají, que picó harto, como dije antes.

Sin ser un sabihondo en temas gastronómicos, me sentí bien comiendo eso; aunque me haya faltado jugo.

La segunda vez en La Vuelta

Usamos la custodia del Museo Nacional de Bellas Artes y salimos livianito a buscar dónde comer. Primero nos metimos a un lugar que parecía ser agradable, pero sus precios estaban lejos de lo que podíamos cubrir con lo que llevábamos en los bolsillos, así que seguimos buscando y aprovechamos de ir al mismo lugar por segunda vez.

Comimos, de nuevo, el menú que tenían ese día y quedamos llenos. Para un día tan caluroso estuvo bien que quedase tan cerca del Bellas Artes, ya que íbamos a volver para un concierto que comenzaría en un rato más. Fuimos a eso después y terminamos caminando hasta la Plaza de Armas de Santiago. Súper entrete.

 

Fotos de lo comido en las dos veces, pa’ dar hambre

Ubicación del restaurant La Vuelta

Queda muy cerca del Metro Bellas Artes, en la calle Monjitas. Para nosotros ha sido salir del Edificio Telefónica, caminar por el Parque Forestal hacia el Museo Nacional de Bellas Artes y terminar almorzando ahí, en ese barrio tan agradable.

En el mapa


Ver Restaurant La Vuelta en un mapa ampliado

La imagen de la portada la tomé del link a Foursquare que aparece apenas empieza el post, porque las fotos que sacamos nosotros eran sólo de los platos…



Un interesantísimo comentario

  1. Manuel Santos escribió:

    Genial, ire un día a ver que onda, ojala sea asi de bueno como dicen :D

Deja un comentario

Connect with Facebook